En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados






descargar 0.71 Mb.
títuloEn el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados
página2/15
fecha de publicación11.07.2015
tamaño0.71 Mb.
tipoDocumentos
e.exam-10.com > Derecho > Documentos
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15

La exaltación del nacionalismo

  • Otro fenómeno importante fue el desarrollo de la exaltación de los sentimientos nacionalistas por parte de los Estados europeos, desde luego encabezados por el pangermanismo y el paneslavismo, que los llevaba a rivalizar entre sí, ya que cada nación o etnia del continente europeo se decía ser superior en todos los aspectos con respecto a los demás.

  • El impulso del nacionalismo también se veía representado por todos aquellos pueblos que deseaban obtener su independencia del imperio austro–húngaro y que precisamente se veían alentados por la política paneslava rusa. Por otro lado, se  encontraban las naciones dominadas por el imperio turco-otomano en la península de los Balcanes, en donde además existía el interés de las potencias europeas por lograr el rápido desmembramiento del imperio turco.

  • Los sistemas de alianza

  • Otto Von Bismarck, el artífice de la unidad alemana, desde fines del siglo XIX, encaminó su política hacia la creación de un sistema de alianzas que beneficiará a su nación. La política de alianzas surgió por el interés que tenía Alemania por aislar política y militarmente a Francia. El gobierno alemán encabezado por el kaiser Guillermo I quien temía un posible revanchismo francés por lo acontecido en 1871, en el que Francia perdió la Guerra franco–prusiana y cedió a los alemanes los territorios de Alsacia y Lorena, ricos en carbón mineral.

  • El canciller alemán Bismarck instrumentó todo un plan de aislamiento que consistía en establecer alianzas con aquellas naciones más afines a sus intereses.

  • La primera de estas alianzas ocurrió en 1871 y se le conoció como la Entente de los tres Emperadores integrada por Rusia, Austria y Prusia; sin embargo, esta alianza fracasó debido a las rivalidades existentes entre Rusia y Austria resultado de la oposición de sus intereses en la región de los Balcanes. En 1878, al romperse el acuerdo, Alemania y Austria–Hungría integraron la dúplice, misma que más tarde, se completó con garantías mutuas de neutralidad entre Alemania y Rusia.

  • Finalmente, en 1880 se formó la Triple Alianza entre Italia, Alemania y el imperio austro-húngaro. Italia por su parte, también firmó con la Gran Bretaña el Acuerdo del Mediterráneo en contra de los intereses franceses en el norte de África.

  • En 1891, Rusia y Francia realizaron un acuerdo de ayuda mutua en caso de sufrir algún ataque de Alemania o Italia. Pronto, Inglaterra, que para ese entonces se encontraba practicando su política del espléndido aislamiento, se apartó de ella y se unió a Francia y Rusia, surgiendo así la llamada Triple Entente en el año de 1907.

  • Todas estas alianzas fueron socavando la confianza entre las naciones europeas; para 1907, se hizo evidente que Europa estaba dividida en dos grandes sistemas de alianzas: la Triple Alianza y la Triple Entente.

  • http://200.57.38.181/cursos/materias/cuarto/cvh2/banners/tu1/t121h01.gif 

  • El aumento del armamentismo

  • El progreso económico e industrial de Alemania logrado a fines del siglo XIX y principios del XX, su sistema de alianzas y su agresiva política armamentista intimidaron a Gran Bretaña, quien hasta ese entonces, mantenía el liderazgo de la actividad naval mundial. Por esta razón, si bien las grandes potencias europeas “mantuvieron” la paz entre ellas; por otra parte, no dejaron de reforzar su preparación militar incrementando constantemente sus fuerzas terrestres y navales con equipos y armamentos.

  • Europa vivió así, entre 1871 y 1914 una etapa conocida como la Paz Armada misma que culminaría con el conflicto de 1914 a 1918: la Primera Guerra Mundial.

  • El origen de la carrera armamentista se debe, como ya lo expresamos en líneas arriba, a la rivalidad naval existente entre Inglaterra y Alemania.

  • Alemania, pretendía igualar y superar el potencial naval inglés para así poder disputarle el control de las rutas marítimas y el comercio británico de ultramar; para tal fin, el gobierno germano desarrolló un vasto programa de construcciones navales.

  • Inglaterra consideró la política de construcciones navales como un reto y decidió enfrentarlo con su propia política naval que denominaron dos a uno, esto es, que por cada acorazado alemán. Inglaterra tendría dos. Rusia y Francia participaron, en la medida de sus posibilidades, en la lucha por el control de los mares. Si bien la marina inglesa continuó siendo la líder mundial, el imperio alemán pasó a ocupar el segundo lugar en este aspecto.

  • http://200.57.38.181/cursos/materias/cuarto/cvh2/banners/tu1/t121a.gif 

  • Figura 3.  El desarrollo de la industria alemana se incrementó en la segunda mitad del siglo XIX.  Este cañón producido por las industrias Krupp y exhibido en París en 1867, sirvió años más tarde para atacar a esa misma ciudad en la guerra franco-prusiana.  (Tomado de la Formación del Mundo Moderno.  Volúmen 1, pág. 560)

    1.2.2   EL DESARROLLO DE LA GUERRA

    Para la comprensión más cabal, la Primera Guerra Mundial puede dividirse en las siguientes etapas:

    La crisis de julio de 1914

    ¿Cuál fue el suceso que dio inicio a la guerra?

    El ambiente político europeo enrarecido por las disputas existentes entre  las potencias terminó por nublarse aún más con el asesinato del Archiduque Francisco Fernando y su esposa en Sarajevo (capital de Bosnia) el 28 de junio de 1914.

    El homicida fue un joven bosnio (Princip Gavrilo) miembro de la Sociedad Secreta de Serbia “Unión o Muerte”, organización fundada contra el imperio austro–húngaro que venía planeando la creación de una Gran Croacia controlada por los austriacos y por supuesto, en franca contraposición a los intereses de los serbios en la región balcánica.

    El Imperio austro–húngaro, convencido de la participación de oficiales serbios en el asesinato del heredero al trono de Austria–Hungría, y después de esperar cuatro semanas para terminar sus preparativos y obtener el apoyo de Alemania, decidió enviar un ultimátum a Serbia el 23 de julio de 1914.

    Los serbios, si bien aceptaron la mayor parte de las condiciones en el plazo establecido de 48 horas; por otra parte, comenzaron a realizar movilizaciones de su ejército, y Rusia por su lado, inició el apoyo a sus aliados serbios; diez días después, Europa ardía en guerra.

    La fase inicial del conflicto: desde principios de la guerra hasta diciembre de 1914

    El 2 de Agosto de 1914, con la toma de Luxemburgo, Alemania puso en práctica su Plan Schlieffen que consistía básicamente en invadir a Francia violando la neutralidad de Bélgica y Luxemburgo, pero la resistencia del ejército de Bélgica y las noticias desalentadoras que llegaban del frente europeo oriental (donde Rusia se había movilizado más rápido de lo esperado), así como el fracaso del ejército alemán en el frente occidental (pues no logró poner fuera de combate al ejército francés) determinaron que la guerra se estabilizara en una línea de trincheras, fortines y alambrados.

    El fracaso en el frente europeo occidental y los constantes reveses de Austria-Hungría en la Europa del Este propiciaron que los militares cedieran una vez más ante las propuestas diplomáticas que trataban de mover la balanza de la guerra a su favor, conquistando para su causa a las potencias menores que aún no entraban a la guerra.

    Para colmo de las potencias centrales, Italia se unió a los países de la Triple Entente, ya que en agosto de 1914 se había declarado neutral, pero para 1915 justificó su decisión de no colocarse al lado de los imperios alemán y austro–húngaro pues este último se anexó las regiones balcánicas de Bosnia y Herzegovina, Italia disgustada por tal hecho, puso precio al apoyo que brindaría a la Triple Entente a la cual solicitó compensaciones territoriales. Italia solicitaba el control sobre el Trentino, el Tirol, el Brennero, Trieste, Istria, Dalmacia, algunas islas de la región, además de territorios en África y Asia que eran propiedad de los imperios turco-otomano y alemán. Estas condiciones de los italianos fueron aceptadas por Francia e Inglaterra con excepción de Rusia. Sin embargo, mediante un tratado secreto firmado en Londres, Italia declaraba la guerra al imperio austro–húngaro para el 20 de mayo de 1915.

    La guerra de posiciones y el estancamiento político de 1915 hasta fines de 1916

    En 1915 Alemania decretó el bloqueo naval contra Inglaterra, las potencias centrales  – Alemania y Austria-Hungría – lograron en ese año algunos triunfos importantes; con el ingreso de Turquía a la guerra al lado de los alemanes y austro-húngaros, se logró la derrota de Rusia, disminuyendo así el abastecimiento de pertrechos militares y de alimentos a los rusos. El bloqueo naval tuvo un éxito regular al producirse el desabasto de alimentos a Inglaterra, pero por otra parte, Alemania no previó que sus acciones en alta mar orillarían a los Estados Unidos a participar en la guerra aliándose a la Triple Entente.

    El 7 de mayo el hundimiento del trasatlántico Lusitania en donde iban 120 ciudadanos norteamericanos provocó una serie de reclamaciones por parte del gobierno estadounidense, quien exigió al gobierno alemán que suspendiera la guerra submarina total y volviera a la guerra de los acorazados.

    Ante las complicaciones del conflicto, Alemania presionó al presidente Thomas W. Wilson para que mediara una paz negociada. El 27 de mayo de 1916 el presidente estadounidense lanzó por primera vez el lema de una paz sin vencedores ni vencidos, además, propuso la fundación de un organismo internacional para evitar nuevas guerras.

    1917 fue un año crucial para las aspiraciones de triunfo de los dos bloques. Por su parte, la población europea comenzó a presionar a sus dirigentes. En Alemania, la escasez de alimentos y la falta de democracia se conjuntaron para propiciar la disidencia y la rebelión interna.

    En Inglaterra misma se dejó sentir la falta de alimento y en Rusia la escasez de pan ocasionó un movimiento revolucionario que terminó con el poder del zar y el ascenso de los bolcheviques.

    ¿Cuáles fueron los sucesos que dieron pauta al declive de la guerra?

    La Revolución rusa de 1917 y los esfuerzos rusos en pro de la paz

    En el curso del conflicto, en 1917, Rusia abandonó la guerra debido al inicio de la Revolución rusa de 1917. Las presiones de tipo político, económico y sociales provocaron la caída del zarismoen febrero del mismo año; luego, se gestó una lucha por el poder entre el gobierno provisional burgués representado por Alejandro Kerensky y los bolcheviques (ala radical del Partido Social Demócrata ruso) encabezados principalmente por Lenin.

    Al triunfo de los bolcheviques en la Revolución de Octubre, Lenin argumentó que la guerra tenía un marcado interés imperialista, y por tanto, no representaba los intereses del proletariado, por lo que Rusia debía desligarse definitivamente de todo compromiso relacionado con la Primera Guerra Mundial.

    El 26 de octubre de 1917, el Congreso del Nuevo Estado Soviético Ruso aprobó tres decretos redactados por Lenin en los que se proponía a los pueblos y gobiernos en guerra una paz inmediata sin anexiones ni reparaciones. Por esta razón, Lenin, el 15 de diciembre de 1917 procedió en Brest-Lotovsk a la firma de un armisticio entre Rusia y las potencias centrales.

    La entrada de los Estados Unidos a la guerra

    Durante los primeros años de la Primera Guerra Mundial, los Estados Unidos se habían mantenido como país neutral, pero el 2 de abril de 1917 se integró al conflicto bélico al lado de la Triple Entente por dos razones fundamentales:

    1. Por la intercepción del telegrama Zimmermann, llamado de esta forma por su redactor, el Secretario de Asuntos Internacionales del gobierno alemán. En este documento Alemania ofrecía a México ayudarlo a recuperar los territorios perdidos en la Guerra México-americana de 1847 a 1848. Esta iniciativa alemana tenía como fin el distraer la atención de los Estados Unidos, ya que al involucrarse en un conflicto con México, se vería obligado a descuidar el frente europeo. El gobierno de Washington dirigido por Woodrow Wilson, consideró la propuesta alemana como una grave intromisión que desde luego afectaba los intereses de los Estados Unidos en México.

    2. El hundimiento del barco Lusitania por parte de la marina alemana que provocó el rompimiento de relaciones diplomáticas entre los Estados Unidos y Alemania en febrero de 1917. Esto trajo como consecuencia la participación militar de la Unión Americana al lado de los aliados lidereados por Inglaterra y Francia.

    La caída de los imperios centrales y la propuesta de los Estados Unidos

    Bulgaria y Turquía se unieron el 26 de octubre de 1917 a la propuesta de paz hecha por Rusia y firmada en Brest-Litovsk con Alemania y Austria-Hungría a condición de que en un determinado tiempo también las potencias de la Triple Entente hicieran suyas estas condiciones.

    Como era de esperarse, las potencias  que integraban la Entente no se interesaron en dicha propuesta, pues desde luego, continuaban defendiendo sus propios fines.

    El presidente norteamericano Wilson “preocupado” por la democracia en Europa presentó en enero de 1918 sus famosos Catorce puntos para conseguir la paz, dichos puntos proponían lo siguiente:

    1. Supresión de la diplomacia secreta.

    2. Libertad de navegación en todos los mares y para todos los países.

    3. Libre comercio mundial reduciendo las barreras proteccionistas.

    4. Reducción de los armamentos.

    5. Posibilidad para que todas las grandes potencias puedan realizar sus “justas” aspiraciones coloniales.

    6. Retiro por parte de los imperios centrales de los territorios ocupados en Rusia.

    7. Liberación de Bélgica por parte de Alemania respetando su soberanía y su neutralidad.

    8. Devolución por parte del imperio alemán de Alsacia y Lorena a Francia.

    9. Polonia obtendría su independencia de Alemania quien además le concedería una salida al Mar Báltico.

    10. Austria modificaría sus fronteras en beneficio de Italia quien recuperaría las regiones de Trieste y el Bajo Tirol.

    11. Autodeterminación para los pueblos que componen el imperio austro-húngaro.

    12. Retirada de las tropas austro-húngaras de los países balcánicos ocupados.

    13. Autodeterminación para los pueblos sometidos por los turcos y el derecho de Turquía a poseer un Estado turco libre.

    14. Creación de una Sociedad de Naciones.

    Sin embargo, la propuesta de Wilson no satisfizo a ninguna de las partes en conflicto.

    En Alemania se decidió un ataque final, el cual se inició el 22 de marzo de 1918. Las tropas alemanas atacaron a ingleses y franceses entre Arras y Saint Quintín abriendo una gran brecha que los puso a 40 km. de distancia de París; no obstante, las tropas alemanas no tenían ya la fuerza suficiente para obtener resultados estratégicos a largo plazo.

    A mediados de junio la ofensiva alemana había perdido su fuerza y pasó a la defensiva.

    Después  de  que  este conjunto de sucesos determinaron  el  rumbo de la guerra ¿cómo fue la conclusión de la Primera Guerra Mundial?

    El 25 de septiembre los Aliados iniciaron una ofensiva con la participación de las tropas estadounidenses. El éxito alcanzado por dicha ofensiva hizo retroceder al ejército alemán. Ludendorff -principal estratega del ejército germano- temiendo el aniquilamiento total propuso el armisticio y la paz al presidente Wilson; asimismo recomendó la formación de un gobierno parlamentario en Alemania.

    Para este momento, la situación en Alemania era caótica, la insurrección de los marinos en Kiel y la formación de la República de Weimar, así como la expansión de la insurrección hacia las principales ciudades alemanas precipitaron la caída del Kaiser Guillermo II. El 11 de noviembre de 1918 la delegación alemana presidida por Ebert firmó el armisticio que ponía fin a la Primera Guerra Mundial en el frente occidental.

    En el frente oriental europeo, Austria-Hungría se desmoronó también debido al asedio italiano, por lo que el Estado plurinacional que componía al imperio austro-húngaro se desgajó a partir de octubre de 1918, cuando los pueblos que componían el imperio tomaron el poder, creando las condiciones para que se les reconociera como Estados independientes.

    El 3 de noviembre de 1918 Austria firmó también el armisticio con el cual se ponía fin al imperio austro-húngaro.
  • 1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15

    similar:

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconLas grandes potencias en la segunda mitad del siglo XIX reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconEvolución y cambio del mercado de divisas de las grandes potencias...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconEn el último tercio del siglo XIX, los restos del imperio colonial...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconTema transformaciones económicas y cambios sociales en el siglo XIX y primer tercio del siglo XX

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconEn el último tercio del siglo XX pudimos observar cómo los Estados...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconEl momento central del siglo XIX se caracteriza por la consolidación...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconLas potencias imperialistas de estados unidos-francia e inglaterra...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados icon3. 2 Causas de la globalización La globalización de las relaciones...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconDel siglo VII a. C. datan los primeros grandes templos, que adquirieron...

    En el último tercio del siglo XIX las grandes potencias político-económicas de ese entonces, entre las cuales figuraban la Gran Bretaña, Francia y los Estados iconInvestigación histórica, al menos aquella que, por debajo de la espuma...
    «ingrediente» en los placeres más preciados. ¿Qué nos ha cambiado hasta ese punto?




    Economía


    © 2015
    contactos
    e.exam-10.com