Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente






descargar 48.18 Kb.
títuloMecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente
fecha de publicación27.07.2017
tamaño48.18 Kb.
tipoDocumentos
e.exam-10.com > Economía > Documentos
MECANISMOS DE DEFENSA
1.- CONCEPTO
Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente como amenaza. Los llamados mecanismos de defensa son mecanismos psicológicos no razonados que reducen las consecuencias de un acontecimiento estresante, de modo que el individuo suele seguir funcionando con normalidad.

2.- GENERALIDADES

Las llamadas Técnicas de ajuste básico, Mecanismos homeostáticos, Estrategias de afrontamiento son, junto a los mecanismos de defensa, mecanismos psicológicos que reducen las consecuencias de un acontecimiento estresante, de modo que el individuo puede seguir funcionando normalmente. Los modelos de comportamiento que componen la psiquis en el ser humano, son un compuesto de fuerzas. Estas fuerzas son las características genéticas, las características instintivas que residen en el inconsciente y los factores de desarrollo, que incluyen: adiestramiento, circunstancias ambientales del individuo, y experiencia y formación.

Las defensas se suelen dividir en: defensas exitosas, que consiguen el cese del impulso o afecto que se rechaza, y defensas ineficaces, que obligan a una repetición o perpetuación del proceso. En realidad, la línea de demarcación entre unas y otras es muy sutil. Mientras que en las primeras el impulso inconsciente es modificado por la acción del yo, en las segundas dicho impulso irrumpe bajo una forma deformada contra la voluntad del yo, por el cual no es reconocido. Las defensas patógenas constituyen la base de las neurosis. Sin embargo, conviene precisar que entre los mecanismos de defensa propios de un yo sano y los síntomas reactivos del neurótico no existe una separación tajante.

La mayor parte de las personas mantienen un balance equilibrado entre estas fuerzas. Algunas veces el balance es muy tenue y se ajusta con los mecanismos de defensa.

"Estrategias de afrontamiento" se refiere a actividades y comportamientos de las que el individuo es consciente y "Mecanismos de defensa" se refiere a procesos mentales inconscientes. La mayoría de las veces se da en adolescentes. Los "mecanismos de defensa", que como se ha dicho son comportamientos inconscientes, son diversas formas de defensa psicológica con las cuales el sujeto consigue vencer, evitar, circundar, escapar, ignorar o sentir angustias, frustraciones y amenazas por medio del retiro de los estímulos cognitivos que las producirían. Entre los mecanismos de defensa se incluyen los siguientes:

3.- MECANISMOS DE DEFENSA PRINCIPALES

3.1.- CONDENSACION

Condensación hace referencia según Sigmund Freud, y dentro del contexto psicoanalítico, a «uno de los modos esenciales de funcionamiento de los procesos inconscientes: una representación única representa por sí sola varias cadenas asociativas, en la intersección de las cuales se encuentra. Desde el punto de vista económico se encuentra catectizada de energías que, unidas a estas diferentes cadenas, se suman sobre ella.

Se aprecia la intervención de la condensación en el síntoma y, de un modo general, en las diversas formaciones del inconsciente. En donde mejor se ha puesto en evidencia ha sido en los sueños.

Se traduce por el hecho de que el relato manifiesto resulta lacónico en comparación con el contenido latente: constituye una traducción abreviada de éste. Sin embargo, la condensación no debe considerarse sinónimo de un resumen: así como cada elemento manifiesto viene determinado por varias significaciones latentes, también sucede a la inversa, es decir, que cada una de éstas puede encontrarse en varios elementos. Por otra parte, el elemento manifiesto no representa bajo una misma relación cada una de las significaciones de que deriva, de forma que no las engloba como lo haría un concepto».[1]

Freud alude inicialmente al mecanismo de la condensación como fundamento del "trabajo del sueño" en su obra La interpretación de los sueños.

Puede producirse de formas variadas:[2]

  1. Conservación de un elemento presente varias veces.

  2. Reunión de diferentes elementos en una unidad disarmónica.

  3. Condensación predominante de varios elementos en un solo rasgo común.

También será analizado en La psicopatología de la vida cotidiana y en El chiste y su relación con lo inconsciente.

Cabría explicarse la condensación como un efecto de la censura y un modo de eludirla, pero también como una característica de lo inconsciente: proceso primario.

El proceso de condensación, al igual que el de desplazamiento, se fundamenta en la hipótesis económica: libido.[3]

3.2.- DISOCIACION

La disociación en psicología y psiquiatría se refiere a

  1. una sintomatología donde elementos inaceptables son eliminados de la autoimagen o negados de la conciencia, o

sintomatología en la cual funciones corporales, ya sea completamente o bien por áreas de las mismas, dejan de operar o se ven seriamente impedidas, y donde no se presentan ni daño somático ni trastorno facticio. Esa "inaceptabilidad" mencionada se debe a que el constatar dichos elementos se ha vuelto aversivo para la persona, sea como estrategia de afrontamiento al estrés o ansiedad, o igualmente por contingencias ambientales actuales especialmente de tipo social/interpersonal.

3.3.- FORMACION REACTIVA

En psicología, la formación reactiva es un mecanismo de defensa consistente en la expresión opuesta a la del deseo que el sujeto tiene pero evita, por motivos de censura. El motivo es que el sujeto anticipa censura moral a causa de la expresión de su deseo.

Ejemplos de formación reactiva son la expresión de amor cuando se tiene odio hacia el otro, o bien la homofobia para ocultar la inclinación sexual homoerótica (en una sociedad que censura fuertemente las expresiones de amor y de sexualidad inconsistentes con intereses hegemónicos).

De este modo, y de acuerdo con lo expresado, la formación reactiva es una actitud o hábito psicológico que marcha en sentido opuesto a un deseo proveniente del mundo de lo reprimido. Tal actitud o hábito se han constituido como reacción contra el deseo: así, podemos encontrar un excesivo pudor o autonegación, en personas con tendencias pulsionales exhibicionistas de raigambre inconsciente.

En términos de la terminología técnica psicoanalítica, en la economía psíquica libidinosa, la formación reactiva es una "contracatexis" fenoménicamente consciente, de igual fuerza, pero de dirección opuesta, a la "catexis" inconsciente

En una somera clasificación de las formaciones reactivas, puede decirse que se pueden agrupar en dos grandes categorías. Las muy localizadas que se tornan palmarias en un comportamiento muy particular. O las generalizadas que saliendo de su núcleo de origen se explayan hasta constituir generalizados rasgos de carácter, mediana o grandemente integrados, la estructura íntegra de la personalidad.

Desde un punto de vista clínico o de psicodiagnóstico, las formaciones reactivas pueden llegar a conformarse como definidos síntomas, por lo que en ellas puede detectarse de naturaleza rígida, compulsiva, forzada...

Para esto se tiene en cuenta que a veces puede darse un fracaso accidental de su accionar y, además, que en ocasiones conducen de modo directo a un resultado que es definidamente opuesto al que de una manera consciente, se busca.

3.4.- NEGACION

La negación es un mecanismo de defensa que consiste en enfrentarse a los conflictos negando su existencia o su relación o relevancia con el sujeto.

Se rechazan aquellos aspectos de la realidad que se consideran desagradables. El individuo se enfrenta a conflictos emocionales y amenazas de origen interno o externo negándose a reconocer algunos aspectos dolorosos de la realidad externa o de las experiencias subjetivas que son manifiestos para los demás. El término negación psicótica se emplea cuando hay una total afectación de la capacidad para captar la realidad. Ejemplo: Fumar provoca cáncer, pero la persona lo niega e incluso estima que es favorable para su salud porque le resulta placentero.

3.5.- PROYECCION

La proyección es un mecanismo de defensa a través del cual el individuo se enfrenta a conflictos emocionales y amenazas de origen interno o externo atribuyendo incorrectamente a los demás, sentimientos, impulsos o pensamientos propios, que le resultan inaceptables o que le generan negación. Consiste en proyectar cualidades, deseos o sentimientos que producen ansiedad fuera de sí mismo, dirigiéndolos hacia algo o alguien a quien se los atribuyen totalmente.

El término proyección tiene otras acepciones, la manejada aquí es el significado psicológico asumido y desenvuelto por el psicoanálisis.

En este orden, y puntualizando lo que ya se adelantó, el psicoanálisis entiende por proyección a uno de los mecanismos de defensa mediante el cual el sujeto, normal, neurótico o psicótico, expulsa de sí, en un proceso de segregación psíquica -localizando en persona o cosa externa-,sentimientos, cualidades, e incluso "objetos" que no termina de aceptar como propios. Con este mecanismo nos enfrentamos a un mecanismo de defensa muy arcaico que de modo patente se ve desarrollar en conductas paranoides o directamente paranoicas. También, como veremos, en algunas formas de pensamiento normales de la vida cotidiana.

3.6.- RACIONALIZACIÓN


La racionalización es un mecanismo de defensa que consiste en justificar las acciones (generalmente las del propio sujeto) de tal manera que eviten la censura. Se tiende a dar con ello una "explicación lógica" a los sentimientos, pensamientos o conductas que de otro modo provocarían ansiedad o sentimientos de inferioridad o de culpa; de este modo una racionalización o un transformar en pseudorazonable algo que puede facilitar actitudes negativas ya sean para el propio sujeto o para su prójimo.

Un ejemplo es el caso de una persona que emplea humor cáustico en una relación interpersonal, y lo justifica interpretándolo como "juego" o "diversión", y no como una crítica o actitud agresiva. Es importante hacer notar que, para ser considerada racionalización, el sujeto debe creer en la solidez de su argumento, no empleándolo como simple excusa o engaño consciente

Es un procedimiento psíquico de estructura neurótica por el que un sujeto persigue otorgar una explicación o justificación coherente, desde un punto de vista lógico, y aceptable para los otros, desde un enfoque ético, de un acto, de una determinada conducta o actitud, reñida con valoraciones sociales o externas. En la racionalización el superyó (instancia principalmente censuradora) puede jugar funciones contradictorias: ya que el superyó es en gran medida la internalización de las normativas morales que transmite el padre y con menor intensidad la madre durante la configuración o constitución del psiquismo de cada sujeto durante la infancia del mismo; el superyó puede ser el que provoque (sentimiento de culpa mediante) las racionalizaciones de aquello que provocan un conflicto inconsciente en el sujeto, pero también un superyó (en cuanto conjunto de normativas y cosmovisiones adquiridas durante la infancia puede en muchos casos ser un facilitador de las racionalizaciones y, más aún: un motivador de las actitudes negativas hacia el prójimo que luego requieren un proceso de racionalización. En otros términos — y dando ejemplos muy simples— si el superyó ha instaurado un respeto absoluto para con todo el prójimo, cualquier acto que contradiga a tal imperativo es susceptible de ser racionalizado con algún subterfugio, por contraparte si el superyó que se ha establecido en el sujeto le facilita actitudes negativas (supongamos a alguien criado en un ambiente altamente etnocéntrico por lo cual el "extraño"— el otro cultural o social— es percibido como "inferior") para con el prójimo "extraño" o "extranjero", ante la percepción consciente de reproches o reacciones el sujeto racionalizará de acuerdo a lo establecido por el superyó e intentando acomodarse al principio de realidad.

La motivación de la conducta, en términos psicoanáliticos, es inconsciente. La sospecha de que no es bien vista por el otro o los otros lleva a buscar las argumentaciones que la legitimen. El sujeto opera de este modo sin saber cuáles son los hilos que lo mueven en este proceso. El concepto de "racionalización" como dictamen supone un trabajo de interpretación analítica.

3.7.- REPRESION

La represión es un concepto central del psicoanálisis que designa el mecanismo o proceso psíquico del cual se sirve un sujeto para rechazar representaciones, ideas, pensamientos, recuerdos o deseos y mantenerlos en el inconsciente. De acuerdo con la teoría de Sigmund Freud, los contenidos rechazados, lejos de ser destruidos u olvidados definitivamente por la represión, al hallarse ligados a la pulsión mantienen su efectividad psíquica desde el inconsciente. Lo reprimido constituye para Freud la componente central del inconsciente. Como decía Freud: "Lo reprimido se sintomatiza"

El concepto de represión, si bien no fue definido originalmente por Freud (en el siglo XIX ya había sido utilizado por Johann Friedrich Herbart así como también por Theodor Meynert) es Freud quien logra describirlo como mecanismo esencial de la escisión originaria entre los sistemas consciente e inconsciente en el aparato psíquico. El concepto ha sido adoptado por distintas escuelas y orientaciones del psicoanálisis con diversos matices, así como también por otras teorías psicológicas, las que utilizan el término con una definición a veces muy diversa.

Para Freud la represión opera porque la satisfacción directa de la moción pulsional, que en realidad está destinada a causar placer, podría causar displacer por entrar en disonancia con las exigencias provenientes de otras estructuras psíquicas o que llegan directamente desde el medio exterior.

3.8.-SÍNDROME DE ESTOCOLMO


El síndrome de Estocolmo es una reacción psíquica en la cual la víctima de un secuestro, o persona retenida contra su propia voluntad, desarrolla una relación de complicidad con quien la ha secuestrado. En ocasiones, dichas personas secuestradas pueden acabar ayudando a sus captores a alcanzar sus fines o a evadir a la policía.

El síndrome de Estocolmo puede parecer curioso a primera vista, pero tiene explicación. En la bibliografía sobre el tema, se mencionan varias posibles causas para tal comportamiento:

  • Tanto el rehén o la víctima como el autor del delito persiguen la meta de salir ilesos del incidente, por ello cooperan.

  • Los rehenes tratan de protegerse, en un contexto de situaciones que les resultan incontrolables, por lo que tratan de cumplir los deseos de sus captores.

  • Los delincuentes se presentan como benefactores ante los rehenes para evitar una escalada de los hechos. De aquí puede nacer una relación emocional de las víctimas por agradecimiento con los autores del delito.

  • Con base en la historia de desarrollo personal, puede verse el acercamiento de las víctimas con los delincuentes, una reacción desarrollada durante la infancia. Un infante que percibe el enojo de su progenitor, sufre por ello y trata «comportarse bien», para evitar la situación. Este reflejo se puede volver a activar en una situación extrema.

La pérdida total del control que sufre el rehén durante un secuestro es difícil de digerir. Se hace más soportable para la víctima convenciéndose a sí misma de que tiene algún sentido, y puede llevarla a identificarse con los motivos del autor del delito.

4.- RESULTADO EN EL COMPORTAMIENTO DIARIO

Cuando las técnicas de ajuste del comportamiento no bastan para equilibrar la realidad, el resultado puede llegar a lo siguiente:

Añadir el documento a tu blog o sitio web

similar:

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconInvestigación de alertas de clientes clasificados de alto riesgo...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconMétodos son procedimientos generales y técnicas son procedimientos...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconInvestigación sobre el entendimiento humano
«Una proposición que no parece admitir muchas disputas es que todas nuestras ideas no son nada excepto copias de nuestras impresiones,...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconLa atención a los más pobres
«Comunicad al Sr párroco (de Blesle) el compromiso de proporcionar tres Hermanos de la Congregación a la parroquia para dar clase...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconCuando hay afecciones mayores como depresión, enfermedades coronarias,...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconSe puede definir como el enfrentamiento de factores internos y externos,...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconLa Junta pone en marcha ade rural con el objetivo de incentivar la...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconCómo se Inicia la Auditoria Gubernamental y cuáles son los Procedimientos...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconCapítulos 1, 2 y 3 análisis y evaluación factores externos e internos,...

Mecanismos de defensa, son procedimientos que el yo pone en marcha para evitar la realización de impulsos internos o protegerse de estímulos externos que siente iconSon procedimientos dirigidos a establecer un control estricto sobre...




Economía


© 2015
contactos
e.exam-10.com